Diario Resident Evil 7: Día 1

resident-evil-7

Resident Evil 7 regresa con un nuevo estilo de juego, dejando de lado la acción pura y dura para regresar al género del survival horror, solo que en esta ocasión el terror será llevado a un extremo nunca visto hasta ahora en la saga. Este diario relatará las experiencias sufridas durante el desarrollo del juego, por lo que absteneros todos los que no queráis atiborraros de spoilers.

Después de haber dejado el coche de lado, me dispuse a adentrarme en las profundidades del bosque. Caminando sin un rumbo fijo por el único sendero disponible, de repente una gigantesca mansión apareció frente a mí.

Por desgracia, una puerta impedía mi entrada por culpa de un candado, pero a pesar de que no hubiera resultado muy complicado saltar por esa puerta, preferí no arriesgarme a clavarme alguno de esos pinchos de esa puerta, puesto que podría estar oxidada.

Decidí dejar la casa de lado y seguir por el sendero, el cual me llevó hasta un coche abandonado, el cuál contenía un misterio mensaje en su interior: “Únete a nosotros”. A partir de ese momento nada pareció ser normal.

1 x 1.jpg

Patas de animales colgadas en los árboles como si fueran figuras extrañas y seres que parecen estar espiando a lo lejos pero que no dudan en dejarse ver en algunas ocasiones. Era necesario encontrar cuanto antes a Mia, pues si no la locura se apoderaría pronto de mí.

Cuando ya creía haberme perdido, encontré una vieja casa de madera ubicada al final del sendero. Sin duda fue el peor error que he cometido en mi vida, pero debo encontrarla cuanto antes, por lo que no debo dudar ante nada.

1 x 2.jpg

Con el poco valor que me quedaba me dispuse a explorar la casa. Como era de esperar a estas alturas, la casa se encontraba en unas condiciones lamentables, llena de suciedad y carne podrida por todos los rincones.

Después de haber comprobado que no se podía avanzar más por culpa del cierre de una puerta, decidí ir al piso de arriba. Seguía sin haber nada que me pudiera dar una pista hasta que hallé dos curiosos objetos en una mesa.

Una cinta de vídeo y una grabadora se encontraban frente a mí como si alguien hubiera querido que las encontrase. Después de haber cogido la cinta, me dispuse a buscar un reproductor de vídeo por la casa. Pero al no encontrar nada, decidí salir de la casa. Llegué a la puerta y decidí abrir, pero mis intuiciones no me habían engañado, la puerta estaba completamente cerrada. Alguien sabía de mi presencia y quería jugar conmigo, al igual que un gato juega con un ratón asustadizo antes de devorarlo.

1 x 3.jpg

Volví al piso de arriba, pues era donde sentía una mayor seguridad. Investigando más a fondo, por fin hallé un interruptor. Pero esto ha sido demasiado, no puedo aguantar más mi cordura, necesito descansar y relajarme, pues es bastante seguro que me esperen muchas más sorpresas desagradables al activar ese interruptor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s